Atención Por Favor.

Ante todo nos dirigimos y agradecemos a todos por la ayuda que nos dan con este blog ya sean seguidores, oyentes del programa de radio y por sobre todo a todos aquellos propietarios de webs, blogs, libros y todos los lugares donde han obtenidos la información y nos han acercado a nuestro mail para que podamos publicarlas en este humilde blog, para que todas las semanas desde hace ya 7 años podamos compartir en dos emisiones las tantas historias, enigmas y misterios del universo que se van pasando de generación en generación y así reflejar esas viejas leyendas, historias, enigmas y misterios que de niños oímos mas de una vez y que nos asustaban en algunos casos como también en otras nos enseñaban a valorar y respetar esas narraciones.

Desde ya les agradezco a todos y pido disculpas si no se agrega la fuente por que muchos correos no la poseen y para no cometer errores no se agrega pero en este pequeño equipo estamos muy agradecidos para con todos. Muchísimas Gracias a todos en general por su valiosa información y por su cordial atención.

Equipo Infinito.

.

.

domingo, 7 de mayo de 2017

El Misterioso Bastón De Mando



Aunque por lo general los relatos convertidos en leyendas son acusados de poco sustento histórico, cuando hay una importante cantidad de textos que aportan datos comprobables, la credibilidad en ellos aumenta.

Este es, sin dudas, el caso del llamado “Bastón de Mando”, “La Piedra de la Sabiduría” o “`La Piedra que Habla”.

A principios del siglo XI, Chretien de Troyes escribiría un poema basado en antiguos relatos de las aventuras de un caballero legendario de antigua Germania. Este épico personaje se conocía como Parsifal y la obra se intitulaba "La Historia del Grial".

En 1150 (diez años después de la aparición de la obra de Chretien de Troyes), el alemán Wolfram Eschenbach, se agrega al enigma con su poema "Vida y Milagros de Parsifal” donde relata la historia de la custodia del Santo Grial y de un Bastón de Mando, también conocido como la Piedra de la Sabiduría.

El poema de Eschenbach cuenta que el caballero Parsifal, fue nombrado custodio del Grial y del Bastón de Mando viajando a las tierras de Argentum para depositar estos elementos en el cerro sagrado de Viarava (El cerro Uritorco, en Córdoba, Argentina).

Se cree que estas obras fueron la base inspirativa del inspirador compositor Wagner, creador de ópera "Parsifal", en la cual se encuentran versos realmente significativos:

« En qué lejana cordillera podrá encontrar a la escondida Piedra de la sabiduría ancestral que mencionan los versos de los veinte ancianos de la isla Blanca y de la estrella Polar. Sobre la montaña del Sol con su triángulo de luz surge la presencia negra del Bastón Austral, en la Armónica antigua que en el sur está. Sólo Parsifal, el ángel, por los mares irá con los tres caballeros del número impar, en la Nave Sagrada y con el Vaso del Santo Grial, por el Atlántico Océano un largo viaje realizará hasta las puertas secretas de un silencioso país que Argentum se llama y siempre será » .

Se dice que Parsifal pertenecía a la Orden de los Caballeros Templarios quienes tenían a su cargo la custodia de los elementos sagrados de la cristiandad (como las reliquias y entre ellas el Santo Grial, la Lanza de Longinus y por supuesto este Bastón de Mando). La aparición de este caballero Parsifal en el siglo XII hace realidad antiguas leyendas de la India, Persia y el Tibet que hablaban (siete u ochoo mil años antes) del enigmático “Hombre de Persia” (Parsifal en sánscrito).

Un detalle para tener en cuenta es que cuando Wagner escribe su obra, nadie (por lo menos oficialmente en la historia) había escuchado hablar del continente americano, Argentina y de tierras más allá del océano.

Se sabe que a lo largo de la historia muchas fueron las expediciones que buscaron infructuosamente este mítico Bastón, entre ellas la que envió a Sudamérica Adolf Hitler, gran conocedor de las ciencias esotéricas, quien quería poseer todos los elementos mágicos que se permitieran perpetuarse en el poder mundial.

En el siglo XIX (más precisamente en el año 1830) el jefe araucano Calfucurá encabezó varias búsquedas infructuosas por Tandil, Balcarce, Sierra de la Ventana, llegando hasta San Luis y Córdoba. Este jefe nativo conocía las leyendas que hablaban que quien poseyera el Bastón de Mando de Argentum podría dominar el mundo, pero su búsqueda solo fue un fracaso.

Las referencias históricas permiten agregar detalles. Las tradiciones y relatos de los Comechingones (pueblo nativo que ocupó grandes regiones del norte y centro de Argentina, sobre todo Córdoba) cuentan que “un hombre blanco y barbado, llegado de tierras lejanas y extrañas murió en la Montaña Sagrada (el Cerro Uritorco) y se convirtió en el eterno guardián de la Piedra de la Sabiduría".

Volviendo a la búsqueda de los enviados de Hitler, se dice que un elegido salvó al Bastón de caer en manos del fundador del Tercer Reich.

En 1934 Orfelio Ulises, encontró el preciado Bastón, no por casualidad, sino que este personaje durante ocho años había vivido en el Tíbet, donde fue iniciado en los conocimientos esotéricos, recibiendo de los maestros tibetanos el conocimiento de la localización de la reliquia y la misión de su preservación.

Según los escritos legados por Ulises, el Bastón tiene “poderes ocultos” que permitirán “regenerar” a la especie humana y debe ser custodiado por un "guardián" hasta el momento en que llegue quien sepa utilizar su poder.

Cuenta Orfelio Ulises que a su regreso del Himalaya excavó al pie del cerro Uritorco, encontrándose con un magnifico bastón de basalto negro pulido, autenticado como la reliquia buscada por varios maestros herméticos. Desde la muerte de Ulises está reliquia permaneció custodiada por una sociedad hermética iniciática, siendo el sucesor de Ulises el Dr. Guillermo Terrera, quien para muchos es el descubridor del Bastón, aunque él siempre se ocupó de desmentirlo.

Los seguidores de Ulises afirman que el arqueólogo alemán Von Hauenschild, estudioso de la tradición del Grial y el Bastón de Mando, lo examinó en 1948, llegando a la conclusión que efectivamente se trata de la Piedra de la Sabiduría, que el pulido es característico del período neolítico, calculando su antigüedad en unos 10.000 años (en el 8.000 a.C.). El bastón tiene una longitud de 110 centímetros y está trabajado de forma cónica, con 4 centímetros en la parte más ancha (en la base), mientras que el peso total es de 4 kilogramos. Por estudios realizados con detectores electromagnéticos y espectrales, se comprobó que genera intensos campos electromagnéticos de origen desconocido, suponiéndose que estos campos podrían generar en alguien con ciertas condiciones energéticas específicas, una "conexión" con otras realidades y con conocimientos iniciáticos. Muchos creen que este Bastón de Mando es la “llave” para llegar al conocimiento supremo, al cual se accedería poseyéndolo.

En la actualidad se desconoce su paradero, ya que después del fallecimiento del Dr. Terrera nunca más fue visto y muchos creen que su hijo lo depositó en una bóveda de seguridad en un banco estadounidense, aunque esto no es más que una especulación.

Cuando el arte, la historia, los conocimientos iniciáticos y las leyendas se conjugan nos hacen pensar en un mundo oculto a nuestros ojos y sentidos.

No hay comentarios:

Publicar un comentario