Atención Por Favor.

Ante todo nos dirigimos y agradecemos a todos por la ayuda que nos dan con este blog ya sean seguidores, oyentes del programa de radio y por sobre todo a todos aquellos propietarios de webs, blogs, libros y todos los lugares donde han obtenidos la información y nos han acercado a nuestro mail para que podamos publicarlas en este humilde blog, para que todas las semanas desde hace ya 7 años podamos compartir en dos emisiones las tantas historias, enigmas y misterios del universo que se van pasando de generación en generación y así reflejar esas viejas leyendas, historias, enigmas y misterios que de niños oímos mas de una vez y que nos asustaban en algunos casos como también en otras nos enseñaban a valorar y respetar esas narraciones.

Desde ya les agradezco a todos y pido disculpas si no se agrega la fuente por que muchos correos no la poseen y para no cometer errores no se agrega pero en este pequeño equipo estamos muy agradecidos para con todos. Muchísimas Gracias a todos en general por su valiosa información y por su cordial atención.

Equipo Infinito.

.

.

lunes, 12 de noviembre de 2012

El Origen De La Muerte



En este caso utilizaremos una Leyenda de Norteamérica, en varios de los mitos sobre los orígenes de la muerte se produce una discusión entre dos seres; en este caso es un relato de los indios chochones, habitantes de las llanuras occidentales de Norteamérica. 

En tiempos antiguos las dos figuras más relevantes eran el Lobo y el Coyote, y era este último el que siempre trataba de descomponer los planes del otro. Un día dijo el Lobo: cuando una persona muere se le puede devolver la vida disparando una flecha sobre la tierra que hay bajo ella. Pronto replicó el Coyote que no le parecía buena la idea, ya que si toda la gente recobraba la vida acabaría por haber demasiada en el mundo. 

El Lobo aceptó su razonamiento, pero decidió que fuera el hijo del Coyote el primero en morir, y su deseo provocó la muerte del muchacho. El Coyote, desolado, acudió a verlo y contándole lo sucedido le recordó sus palabras: que las personas podrían revivir disparando una flecha bajo ellas. Pero el Lobo respondió con el argumento del Coyote y es desde entonces que así ha sucedido.

No hay comentarios:

Publicar un comentario